9 Sep

Aún nos quedan unas semanas para acabar el verano, aunque en los últimos años se prolonga algunas semanas más gracias al buen tiempo del que disfrutamos, sobre todo en el sur, por ello no debemos renunciar a preparar un rico mojito con el que sorprender a nuestros invitados en las comidas que nos quedan por disfrutar con nuestros amigos. La de hoy que os traigo es la auténtica receta del mojito cubano, un cóctel que hace años que se puso de moda y del que podemos disfrutar en numerosas barras de pubs o discotecas. Hoy os enseño a prepararlo en casa y veréis cómo es más fácil de lo que pensáis.

El ron que se usa para elaborar el auténtico mojito cubano es un ron blanco, y nosotros hemos usado el  Ron Plata, de Ron Montero. La bodega motrileña lleva desde 1963 elaborando su afamado Ron Pálido que es conocido dentro y fuera de nuestras fronteras y auténtico buque insignia de la marca.

A éste se añaden el Montero Reserva, el Francisco Montero y el Ron Plata que os enseño hoy que es ideal para coctelería. Además ahora la marca acaba de sacar un licor de ron café que está riquísimo. Os dejo unas fotos de mi visita por la bodega que podéis visitar para conocer un poco de la historia de Motril a través de la Bodega.

INGREDIENTES (Para un mojito, multiplicad los ingredientes por tantos mojitos como queráis preparar):

  • Una lima
  • Unas hojas de hierbabuena
  • 1 cucharada de azúcar morena
  • Hielo Picado (podéis picarlo vosotros)
  • Medio vaso de agua con gas
  • 1 tercio de vaso de ron Blanco (esto más o menos lo haréis a ojo)

PREPARACIÓN:

Lo prepararemos en un vaso de boca ancha, para ello exprimimos media lima, y con esta mitad, después de exprimir machacamos con el mazo de un mortero para ir sacando todos los aromas, podemos dejar dentro del vaso o sacar si queréis (yo siempre la dejo dentro). Añadimos unas hojas de hierbabuena y seguimos machacando para sacar de nuevo todos los aromas. Por último añadimos la cucharada de azúcar morena y seguimos machacando con el mortero para que se integre el azúcar con la ayuda del zumo de lima. Añadimos el agua con gas y después el hielo picado, por último añadimos el ron blanco hasta completar el vaso. Decoramos con un poco más de hierbabuena y con una rodaja de lima. Servimos con una pajita.

Lidia de la O.