Hoy la propuesta que os presento es de esas recetas que suelen gustar mucho, porque estos pasteles de carne nunca defraudan. La base del pastel está formada por un sofrito de carne con verduras y después una capa de puré de patatas, para terminar con un queso con personalidad propia. Después va todo gratinado y a disfrutar.

La base de un buen plato está en un buen AOVE y en esta ocasión hemos cocinado con un AOVE Edición Especial de Amarga y Pica, el Conde de Benalúa. Un aceite único, diferente, con gran aroma con diferentes matices debido a que es un COUPAGE formado por 3 buenos aceites de oliva virgen extras de diferentes variedades. Variedad picual + arbequina (suave, aterciopelado, frutado a papilla de frutas) + hojiblanca (frutado a verde).

Para la receta de hoy el vino usado ha formado parte tanto de la elaboración del plato como del maridaje posterior con el plato. Se trata del nuevo vino tinto joven de Bodegas Carayol y Castellar, conocidos en la provincia por sus excelentes vinos espumosos también preparan tintos, blancos y rosados. Este vino tinto Los Pedros “tres generaciones” (en la botella podemos ver claramente las tres siluetas de las tres generaciones de Pedro Carayol, el abuelo que inició la bodega, Pedro Carayol, alma de esta bodega junto a su mujer Inma, y la de su hijo Pedro, la nueva generación) es de esos vinos que entran con muchísima facilidad y que gustan muchísimo, “de envolvente color cereza con reflejos violáceos, en nariz ofrece aromas nítidos e intensos a fruta madura. En la boca es estructurado, persistente y carnoso, a la vez que elegante, vivo y con personalidad”.

Y para terminar la receta hemos gratinado un queso de calidad excelente coronando la receta, se trata del queso viejo de oveja de la quesería De Leyva, sita en Guadix. Es el queso de mayor curación, con una maduración de 8 meses envasado al vacío, como el resto de quesos, con ojos de tamaño pequeño, y una corteza comestible. Es el que presenta un sabor más intenso y complejo a la vez que evolucionado por su larga maduración, es un sabor con una larga persistencia y un ligero toque picante, siendo el que tiene menor recuerdo de la leche.

 

Vamos con la receta.

INGREDIENTES:

  • Para la capa de carne:
  • 500 gr. de carne picada de cerdo o ternera si lo preferís
  • 1 zanahoria rallada
  • Media cebolla
  • 1 puerro
  • 2 tomates
  • 1 diente de ajo
  • 1 vaso de vino tinto Los Pedros
  • Unas cucharadas de AOVE Conde de Benalúa
  • Sal
  • Pimienta
  • Tomillo fresco
  • Romero fresco
  • Para el puré de patatas:
  • 3 patatas
  • Unas cucharadas de AOVE Conde de Benalúa
  • Un poco de leche entera
  • Sal
  • Pimienta
  • Para gratinar:
  • 100 gr. de queso viejo de Oveja De Leyva

PREPARACIÓN:

Cocemos las patatas enteras y sin pelar en abundante agua hirviendo hasta que estén tiernas.

Mientras tanto preparamos la carne, para ello rehogamos en una sartén la cebolla bien picada, el puerro picado en rodajitas y el ajo picadito. Una vez que estén transparentes añadimos la carne picada y cuando cambie de color añadimos la zanahoria picada y el vaso de vino, dejamos cocinar durante cinco minutos. Entonces añadimos  el tomate rallado y las hierbas aromáticas. Salpimentamos y dejamos hasta que el tomate esté frito y la carne bien hecha. Vertemos la carne en el fondo de la fuente de hornear (la mía tipo plum cake) y reservamos.

Una vez se hayan cocido las patatas pelamos y chafamos con un tenedor, salpimentamos, añadimos el aceite de oliva virgen extra y después añadimos la leche poco a poco para ligar el puré. Introducimos en una manga pastelera o si queréis con una cuchara podemos ir haciendo montoncitos sobre la carne, hasta terminar con el puré y que quede bien cubierta la capa de carne.

Rallamos el queso y esparcimos por encima del puré de patatas.

Introducimos en el horno en la función de gratinar y gratinamos durante unos diez minutos o hasta que veamos que se dora la parte superior.

Servimos caliente.

Es un plato que aguanta perfectamente el paso de las horas, por lo que podéis calentarlo y volver a disfrutar de él al día siguiente.