Otra de las recetas clásicas para Navidad es la de este solomillo Wellington, que es un solomillo de cerdo o ternera, untado con paté y acompañado de alguna guarnición que se hornea envuelto en hojaldre. Es una elaboración sencilla y muy vistosa.

INGREDIENTES PARA PREPARAR EL SOLOMILLO WELLINGTON:

  • 1 solomillo de cerdo San Pascual de Jamonzar
  • 1 plancha de hojaldre (y para la decoración podéis usar parte de otra plancha)
  • 100 gr. de paté (podemos hacerlo casero, os recuerdo la receta que publicamos hace unos meses aquí).
  • 4 champiñones grandes
  • 1 cebolla
  • 1 huevo para pintar la masa
  • Aceite de oliva virgen extra
  • Sal
  • Pimienta
  • Para maridar: Vino Tinto Los Pedros de Bodegas Carayol y Castellar

Lo hemos preparado con solomillo de Cerdo San Pascual de Jamonzar, ya os he hablado en varias ocasiones de este solomillo. Los solomillos de cerdo San Pascual son una carne magra y tierna y muy versátil en cocina. En Jamonzar desde 1975 llevan deleitándonos con los mejores embutidos y carnes de cerdos criados en los Montes de Granada.

Y tan suculento plato lo hemos maridado con un vino tinto de Granada, con el vino Los Pedros de Carayol & Castellar, una bodega que está especializada en vinos espumosos pero con una variedad estupenda de tintos y blanco. Se trata de un vino de brillante color rojo picota con marcado ribete violeta, en nariz ofrece un intenso aroma a fruta roja silvestre, con toques lácticos, recuerdos balsámicos y especiados característicos del roble francés.

PREPARACIÓN DEL SOLOMILLO WELLINGTON:

Lo primero que haremos será preparar la guarnición, para ello cortamos la cebolla en juliana y rehogamos en una sartén con unas cucharadas de aceite de oliva virgen extra. Cuando esté transparente añadimos los champiñones laminados previamente, y rehogamos hasta que estén blandos. Reservamos la guarnición en un bol quitando el exceso de aceite.

Limpiamos de grasa el solomillo y salpimentamos. En una sartén a fuego fuerte, con un poco de aceite de oliva virgen extra marcamos el solomillo. Lo que pretendemos con ello es sellar la carne para que durante el horneado esta quede jugosa, por lo que sólo tendremos que dorar por fuera a fuego fuerte. Una vez conseguido este punto sacamos la carne y dejamos atemperar un poco.

Después untamos el solomillo con el paté y añadimos la guarnición, nos ayudamos de film transparente y envolvemos en él el solomillo con su guarnición. Llevamos a la nevera durante una hora.

Pasado este tiempo, sacamos. Abrimos la plancha de hojaldre y ponemos el solomillo en el centro (antes quitaremos el film). Cerramos en forma de paquete, y dejamos las uniones abajo. Pintamos con huevo batido el hojaldre. Y si queremos decorar usamos parte de otra plancha de hojaldre para hacer unas tiras y hacerle una forma de enrejado como he hecho yo. Volvemos a pintar con huevo y llevamos al horno durante una media hora.

Sacamos del horno y antes de cortar dejaremos unos diez o quince minutos.

Acompañamos de una ensalada y de nuestro vino tinto Los Pedros.

Espero que os guste esta nueva propuesta navideña.

Lidia de la O.